Frigorífico no enfría pero sí congela: soluciones prácticas y rápidas

Si tu frigorífico no enfría pero sí congela, puede que te encuentres confundido y frustrado, preguntándote cómo resolver este enigma. No estás solo; este es un problema común en muchos hogares. Afortunadamente, hay varias soluciones que puedes intentar antes de llamar a un profesional.

¿Por qué mi frigorífico no enfría pero sí congela?

Comprender la causa del problema es el primer paso para resolverlo. Hay varias razones por las que tu frigorífico podría estar fallando en mantener la parte de refrigeración a la temperatura adecuada mientras el congelador sigue funcionando correctamente.

Una de las causas más comunes es un ventilador defectuoso. El ventilador es responsable de distribuir el aire frío del congelador al compartimento del refrigerador. Si está bloqueado o no funciona, el aire frío no llegará a la zona de refrigeración.

Otro motivo podría ser un problema de obstrucción en las compuertas de ventilación, o incluso una falta de gas refrigerante, lo que impide la correcta circulación de aire frío. Además, es importante considerar si hay acumulación de escarcha, lo que podría indicar un ciclo de deshielo defectuoso.

Cómo detectar fallos en el frigorífico

Detectar la falla correcta es crucial para saber cómo arreglar un frigorífico que no enfría pero sí congela. Comienza por verificar si el ventilador del evaporador está funcionando. Deberías escuchar un ligero zumbido o sentir el flujo de aire en el compartimento del refrigerador.

Examina las compuertas de ventilación para asegurarte de que no haya ninguna obstrucción, y fíjate si hay signos de escarcha en el evaporador, lo que podría indicar un problema con el ciclo de deshielo.

Si después de realizar estas verificaciones el problema persiste, es posible que el compresor o la placa electrónica estén fallando. Estas son reparaciones más técnicas y por lo general requieren la atención de un técnico especializado.

Consejos para el mantenimiento del frigorífico

Un mantenimiento regular puede ayudar a prevenir muchos problemas comunes con los frigoríficos, incluido el caso en que el frigorífico no enfría pero sí congela. Asegúrate de limpiar las bobinas del condensador al menos una vez al año para mantener una buena circulación de aire.

Evitar dejar la puerta abierta innecesariamente también es importante, ya que esto aumenta la humedad dentro del aparato y hace que trabaje más de lo necesario. Además, no introduzcas alimentos calientes en el frigorífico, ya que esto puede desestabilizar la temperatura interna.

  • Verifica regularmente el sellado de la puerta y reemplázalo si está dañado.
  • Descongela manualmente si tu modelo no tiene un ciclo de deshielo automático.
  • Mantén una temperatura constante y adecuada, evitando ajustes extremos.

Problemas comunes de los frigoríficos No Frost

Los frigoríficos No Frost son conocidos por ser más eficientes y por evitar la acumulación de escarcha, pero también tienen sus propias vulnerabilidades. Un fallo común es una avería en la resistencia de deshielo, lo que provoca una acumulación de hielo que impide la circulación de aire frío.

Otro punto de atención es el sensor de temperatura, que cuando falla, puede resultar en ciclos de deshielo incorrectos. Asegúrate de que el ventilador y las compuertas funcionen correctamente para prevenir estos problemas.

¿Cuándo llamar a un técnico especializado?

Si después de realizar las verificaciones y mantenimientos básicos el frigorífico continúa sin enfriar adecuadamente, deberías considerar contactar a un técnico especializado en frigoríficos. Es importante buscar ayuda profesional cuando se trata de reparaciones que involucran gas refrigerante, componentes eléctricos o cuando no se tiene claro cuál es el origen del problema.

Cómo prevenir futuros problemas en tu frigorífico

Además del mantenimiento regular, es importante ser proactivo en la detección de señales tempranas de problemas, como ruidos inusuales, ciclos de deshielo frecuentes o un aumento en la cantidad de escarcha. Estas pueden ser señales de que es tiempo de una revisión más profunda o de un servicio técnico.

Preguntas relacionadas sobre problemas y soluciones de frigoríficos

¿Qué hacer cuando el refrigerador no enfría pero sí congela?

Primero, verifica si hay problemas obvios, como un ventilador bloqueado o ajustes de temperatura incorrectos. Después, realiza un ciclo de descongelación manual y limpia las bobinas del condensador.

Si el problema persiste, es posible que exista una fuga de gas refrigerante o un fallo en el sistema de deshielo, y en ese caso será necesario contactar a un técnico especializado.

¿Por qué mi refrigerador congela pero no enfría?

Esto se debe a menudo a un mal funcionamiento del sistema de distribución de aire frío. Verifica el ventilador del evaporador y limpia los orificios de salida de aire.

Si las temperaturas están demasiado bajas en el congelador y demasiado altas en el refrigerador, también puede ser necesario ajustar los controles de temperatura o considerar que el termostato podría estar dañado.

¿Qué le puede pasar a un frigorífico que no enfría?

Puede ser un síntoma de varios problemas, desde una carga insuficiente de gas refrigerante hasta un compresor en declive o una placa electrónica defectuosa. Es vital realizar un diagnóstico preciso para abordar el problema correctamente.

¿Qué pasa cuando una nevera enfría arriba y abajo no?

Esto puede indicar una mala distribución de aire. Asegúrate de que no haya bloqueos en las rejillas de ventilación y que el ventilador esté operativo. Una acumulación de escarcha también puede causar este problema, lo que requiere una descongelación.

Dentro de las soluciones prácticas, es útil referirse a material visual que ejemplifique los procedimientos a seguir. Aquí te dejamos un vídeo que puede ayudarte:

Recuerda que el mantenimiento y un uso adecuado son clave para la longevidad de tu frigorífico. Con los cuidados correctos y atendiendo a las señales de aviso tempranas, podrás evitar problemas mayores y asegurar que tus alimentos se conserven correctamente.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Frigorífico no enfría pero sí congela: soluciones prácticas y rápidas puedes visitar la categoría Hogar.

Subir